Conejo al ajillo


Conejo al ajillo. Quien no lo ha comido. Lo hacemos mucho en casa y no se porque todavía no está publicado. Quiere decir que mi cabeza no anda muy bien. Muy rico, nos gusta a todos. Hoy hemos hecho medio conejo al ajillo para mi mujer y para mí. Nadie viene a comer. Y lo hemos disfrutado con coliflor al vapor. Cocinemos.

Ingredientes:

Elaboración:


Troceamos el conejo y lo salpimentamos. Doramos bien los ajos en aceite y reservamos.


En el aceite restante freimos el conejo salpimentado, vertemos el vino y tapamos la cazuela para que se cueza y ablande. Destapamos y dejamos evaporar nuestro vino.


Una vez evaporado, echamos el ajo, rehogamos y vertemos un chorro de vinagre. Dejamos evaporar y nuestro guiso está acabado.


Hemos servido con coliflor regado con su misma salsa. Detalle.

Ya os he comentado ya muchas veces que probablemente el conejo es la carne más sana y con menos grasa de la que comemos habitualmente. Pues a consumirla. El problema es que hay algunas personas a las que no les gusta. Pero hoy era para nosotros. De hecho mi amigo Javi, que tiene un bar dice que el conejo no lo mete en el menú del día porque la gente prefiere la misma elaboración, pero con pollo. Buen provecho a tod@s.