Mejillones al horno


Los mejillones me gustan mucho como todos los bivalvos y ya los hemos hecho y presentado de diversas formas. Tiene la ventaja el mejillón sobre los otros el tener un precio absolutamente asequible con una relación precio/sabor inigualable. Ya hemos publicado varias recetas de MEJILLONES Aunque nunca los he hecho a la parrilla ni al horno. Hoy vamos a hacer unos mejillones gratinados al horno. Pues a cocinar tocan.

Ingredientes:

Elaboración:


Abrimos los mejillones con un poco de vino. Les quitamos una valva y reservamos los que tienen molla. Colamos el caldo y reservamos.


En una sartén hacemos un sofrito de cebolla y laurel. Añadimos el tomate triturado, el vino y pan rallado. Salpimentamos al gusto y vertemos caldo de los mejillones. Cocinamos hasta que la salsa espese un poco. Salsa acabada.


Precalentamos el horno a 200 grados solo con grill. En una fuente de horno, en este caso de barro, disponemos los mejillones. Regamos con la salsa y espolvoreamos pan rallado. En 10-15 minutos estará gratinado.


Adornamos con perejil y unas rodajas de limón . Guiso acabado. A comer.

El mejillón gallego se encuentra en plena temporada. Por lo tanto, esta rico y es barato. Aprovechamos esta situación para guisar este delicioso plato que nos vale perfectamente como aperitivo para estas fechas navideñas. Las proporciones de los nutrientes de los mejillones varían de acuerdo al tipo y a la cantidad del alimento, pero en líneas generales, cada 100 gramos de mejillón aportan 86 calorías, 10 gramos de proteínas, 2 gramos de grasas, 2.3 gramos de hidratos de carbono, 0 de índice glucémico. Buen provecho a tod@s.